Salud

Método de respiración Buteyko: técnica, beneficios y ejercicios

6 julio, 2020 No hay comentarios
Método de respiración Buteyko

A la hora de respirar bien, tanto si sufres de asma o de ansiedad, uno de los métodos que ha revolucionado las técnicas conocidas ha sido la respiración buteyko, cuyos beneficios cada vez son más conocidos.

Hasta hace relativamente poco tiempo, lo habitual era utilizar técnicas que  se basaban en la expulsión de la máxima cantidad de oxígeno posible. Esto, causaba el síndrome de hiperventilación —que se diagnostica mediante el test de Nijmegen—, que venía asociado a la falta de aire, dolor de cabeza y problemas de visión, entre otros problemas.

De esta forma,  la recomendación para combatirlo se basaba en respiraciones más lentas, introduciendo apneas durante la respiración. La British Thoracic Society mantiene que el método Buteyko puede considerarse para aliviar los síntomas del asma y ayudar a los pacientes

Beneficios del Método Buteyko

Este método nació en Rusia, en la década de los años cincuenta, de la mano del Profesor de fisiología ucraniano Konstantin Pavlovich Buteyko, que busca mejorar la respiración.

De esta manera, a la hora de combatir los síntomas parecidos al asma, el método Buteyko es una alternativa a la medicación a través de respirar menos y mejor, evitando la inspiración rápida y superficial.

De esta manera, el método ayuda a:

  1. Reducir la dilatación de los vasos sanguíneos y de las vías respiratorias.
  2. Disminuir los niveles de histamina —alergias—.
  3. Combatir las sibilancias, disnea, tos, opresión en el pecho, bostezos frecuentes, ronquidos, apnea del sueño.
  4. Evita los mareos, falta de concentración, sudoración, vértigo, hormigueo en
  5. Consigue lidiar con la ansiedad, tensión, depresión y estrés.

¿En qué consiste la técnica del Método Buteyko?

La respiración Buteyko se basa en medir la pausa de control al respirar a través de  6 ejercicios distintos. El método se centra en la medición de los segundos en que se puede estar sin respirar y sin sentir que nos falta el aire.

Respecto a la inhalación y exhalación —ambas deben ser lentas y profundas—, deben alargarse por encima de los 3 segundos y los 5 segundos, respectivamente. En caso de llegar hasta los 40, el tiempo indica que no se sufre ningún problema, todo lo contrario si los síntomas comienzan a manifestarse antes de los 10 segundos.

Deja un comentario

Nuestra Guía

Encuentra a los mejores profesionales de la salud, nutrición, fitness o bienestar. Busca empresas que cuiden tu cuerpo, tu mente o tu mundo.