Emociones

La música nos da la vida

Por 27 marzo, 2019 abril 29th, 2019 No hay comentarios
Beneficios de la música en nuestro bienestar

¡Canta, baila y tararea! Descubre los beneficios de la música en nuestro bienestar

¿Te imaginas vivir sin música? ¡Vaya castigo! Nos acompaña cuando estamos felices o estamos tristes, cuando bailamos o hasta en el momento en que nos duchamos. Es por eso que este arte ha sido objeto de estudio. Específicamente en lo que se refiere a los beneficios de la música en nuestro bienestar.

Es cierto que cada estilo de música interactúa con nosotros de manera distinta; pero eso es otra canción. Lo importante es que casi todos nos transmiten ciertas sensaciones que nos ayudan a mejorar nuestro estado de ánimo y nuestro bienestar.

Lo de bailar y quemar grasa ya lo damos por sabido -una tiene sus secretos para mantenerse en forma-; pero le hacemos una mención honorífica. Ahora sí, vamos a descubrir los beneficios de la música en nuestro bienestar.

Felicidad

Nos traslada a momentos en los que fuimos felices. Incluso cuando no estamos en nuestras mejores horas, siempre nos evoca esos pasajes de felicidad. ¡Vaya paradoja! Gracias a ello, nos ayuda a subir una autoestima baja.

Aprendizaje

Por algo aprendíamos el abecedario, los animales en inglés y un montón de cosas más con canciones cuando éramos pequeños. Y es que la música no solo sirve para desgañitarse en un concierto, sino para que nuestro cerebro mejore sus habilidades cognitivas.

Tratamiento

Según algunos estudios, pacientes con enfermedades motoras, como el Parkinson, parece que sufren cierta mejoría gracias a la música. También mejora nuestro estado de ánimo.

Motivación y concentración

Vivir en un sexto sin ascensor es lo que tiene. Aunque no hay nada como poner “la mirada del tigre” y comenzar a restar escalones con las primeras trompetas.

Pero la música no solo motiva, también ayuda a concentrarse. De hecho, estudiar escuchando música, sin cantante de por medio, mejora nuestro rendimiento. Lo mismo ocurre con la meditación. Todo depende de encontrar el estilo de música apropiado para la ocasión.

Desde luego, vivir sin música es complicado. Aunque no sea algo vital, como el agua, dormir o comer, sí se ha convertido en un elemento imprescindible en nuestro día a día. Por eso, sobran los motivos para hacer nuestras tareas en la mejor compañía. Y si no, siempre nos podemos ir con la música a otra parte.

Por cierto, una última pregunta antes de irme, ¿conoces a alguien que no le guste la música? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!
Marta Asis

Marta Asis

Marta es nuestra editora más apasionada. Deportista desde muy niña, ha cultivado siempre tanto el cuerpo como la mente, buscando su felicidad a través de una vida saludable. Positiva por naturaleza, disfruta cada minuto de su vida e intenta contagiar su energía a los demás.

Deja un comentario